10 Sensaciones Que Inspiran Tu Vida

Las mujeres somos un universo de posibilidades y cada una de nosotras, es un mundo diferente; pero si hay algo que todas tenemos, es una enorme capacidad de sentir y los sentimientos son los que nos inspiran para hacer lo que sea que queramos hacer: tomar fotos, bailar, salir a correr… Aquí te dejamos 10 sensaciones que inspiran todos nuestros días y seguro, inspiran tu vida.

  1. Las sorpresas: casi nada genera tanta emoción, como una buena sorpresa que nos saque de nuestra rutina. Por eso, lo más importante, es que no pierdas nunca la capacidad de asombrarte con las cosas más sutiles. Deja que la vida te sorprenda tanto como quiera.

  1. El sol: no es casualidad que le llamen el astro rey, porque el sol es la vida y la energía. Úsalo para recargarte, para absorber su luz y llenarte de ella, para ver el brillo que te rodea y para tomar las fotos que quieras.

  1. El movimiento: estar en movimiento es saber que estamos vivos, por eso nos inspira el viento que mueve las hojas de los árboles, los niños que aprenden a caminar, los bailarines que se mueven más rápido que los demás. Muévete y deja que te inspire tu propio movimiento.

  2. Las risas: hay risas tan contagiosas, que no podemos evitar reírnos al unísono. La risa de los demás, la risa de los bebés, la risa es inspiración, porque es un signo de felicidad y si un día lloras de la risa, jamás será un día perdido. Usa la felicidad para mostrar lo mejor que tienes.

  3. Los secretos: ellos son la manifestación más pura de la confianza y de la complicidad que existe entre dos personas. Deja que estos dos sentimientos de confianza y complicidad te invadan, para que las conexiones que tienes con los otros, sean siempre reales y leales.

  1. Las historias de amor: lo mejor de la vida, es el amor. Y lo mejor del amor, son las historias de cómo comenzó todo; esas son las que nos inspiran. Disfruta conociendo todas las historias que puedas y llena tu vida del amor que te rodea.

  2. Las victorias: no tienen que ser grandes para que sean reales. Pueden ser metas cotidianas como despertarnos más temprano, tomar más agua o sonreír más. Enorgullécete de cada una de tus victorias y deja que te inspire para plantearte nuevos retos.

  1. Los encuentros inesperados: con un viejo amigo o con un nuevo amor, con un perro callejero que te siga hasta tu casa y la haga suya o contigo misma. Los encuentros inesperados nos devuelven sensaciones que no imaginábamos volver a encontrar.